Creditos online: qué saber

Si bien cada vez son más los mexicanos que solicitan creditos online lo cierto es que el área de financiación en general es muy bajo en el país. Los préstamos por internet todavía no han calado hondo en la mente y los bolsillos de la población aún cuando las tasas de aprobación por parte de los bancos no supera el 8% de las solicitudes.

En México hay diferentes problemas relacionados a la solicitud de creditos online. Si bien existen cerca de 400 alternativas de préstamos las personas sólo conocen hasta 10. A muchas de estas opciones sólo se accede desde un dispositivo con acceso a internet.

En relación al porcentaje de penetración de créditos nuestro país está en el puesto 50 del ránking realizado por una startup dedicada a la asesoría financiera llamada Rocket. México está por debajo de naciones como Botsuana, El Salvador y Madagascar.

En el país hay dos grandes problemas relacionados a los créditos. El primero de ellos es a baja tasa de aprobación de los bancos (menos del 10% cuando por ejemplo en Estados Unidos supera el 40% de las solicitudes).

El segundo problema está basado en el desconocimiento de los productos financieros en general. Solemos pensar que para conseguir dinero la única opción es ir a un banco. De los 750 mil créditos que son otorgados cada mes en el país sólo el 2% pertenece a una gestión online.

Los usuarios por lo tanto no conocen los beneficios de los creditos online y se decantan por pedir en el banco a tasas muy altas y trámites inacabables. Incluso prefieren usar la tarjeta de crédito (que también tiene intereses muy elevados).

Según los expertos la baja aprobación de los bancos y la poca información en los ciudadanos genera un “círculo vicioso” que afecta a la población menos favorecida (de bajos recursos o con un historial crediticio marcado). En estas personas disminuyen las posibilidades de conseguir dinero cuando precisan hacerse cargo de un problema o situación fortuita.

Creditos online: qué deberías saber

  • Como primera medida es bueno que sepas que además del banco hay otras posibilidades a la hora de solicitar un préstamo. Muchas de estas opciones están pensadas para personas sin empleo, autónomos o con deudas en el pasado.
  • El sistema es muy sencillo ya que sólo se necesita un dispositivo con acceso a internet (computador, tableta, teléfonos celulares, etc)… ¡ni siquiera deben ser propios! Puedes pedirle prestado a un familiar, amigo o vecino.
  • Una vez que ingresas debes colocar cuánto es el monto que necesitas entre las opciones y cuál será el tiempo que precisarás para devolverlo. El sistema se encargará de buscar las mejores alternativas para que puedas comparar entre los productos de diferentes prestamistas online.
  • Una vez que hayas elegido el más conveniente el siguiente paso es completar con tus datos personales: nombre completo, número de documento, dirección de correo electrónico, número de teléfono móvil y datos bancarios (uno de los requisitos principales es tener una cuenta de banco).
  • Después sólo queda esperar unos minutos (máximo media hora) para que el sistema te envíe un e-mail indicando la aprobación del préstamo solicitado.
  • Por último es cuestión de esperar hasta que el banco del que somos clientes nos acredite el dinero en nuestra cuenta. A partir de ese momento puedes ir a retirarlo a un cajero automático, realizar una compra online o una transferencia a otra cuenta bancaria. Lo importante es que ya tendrás el monto solicitado a tu disposición.

Los creditos online son seguros, rápidos y efectivos. Te sirven para solventar gastos imprevistos y solucionar cualquier problema repentino que surja.

Solicita ahora y recibe tu dinero a las 14:40

Recibir Dinero